Skip to content

Foto de cabecera (I)

Este es el paisaje que me ha regalado la ventana de mi habitación desde que era pequeño.  Asomado con cuidado o detrás de los cristales, este horizonte ha sido el escenario de largas horas de evasión y viaje. El punto de partida de infinidad de inquietudes y expectativas. Desde aquí  he imaginado cómo iba a ser de mayor.Ahora que voy a la caza de mi destino a miles de kilómetros de distancia de aquella ventana me viene a la memoria este paisaje.  Supongo que allá donde vaya habrá otra ventana desde donde intentaré recrearlo; recordándome a mi mismo que lo mejor siempre está por venir.